Por una Bolivia democrática, equitativa e intercultural

CIPCA / 25 de febrero de 2018.-Enero poco, febrero loco”. El clima de los primeros meses del 2018 parece cumplir el vaticinio de este antiguo refrán. En el mes de febrero las tierras bajas bolivianas han sido afectadas por fuertes precipitaciones, y en este momento la mayoría de los municipios de Beni y Pando están bajo alerta naranja. En el marco de la ley de Gestión de Riesgos (Nº 602/2014) la mayoría de las Unidades de Gestión de Riesgos (UGR) de los municipios amazónicos han organizado sus respectivos Centros de Operación de Emergencia Municipal en el marco de los Planes de Contingencia correspondientes.

Como actor activo del Comité Municipal de Reducción de Riesgos y Atención de Desastres (COMURADE) de Riberalta, al igual que en años anteriores, la regional CIPCA Norte Amazónico ha venido contribuyendo a la planificación y preparación ante las eminentes inundaciones. Dentro de esta coordinación interinstitucional se notó la necesidad de contar con información detallada y actualizada acerca de los niveles de inundación esperados. Aunque existen herramientas especializadas de Alerta Temprana basadas en Sistemas de Información Geográfica que permiten pronosticar los niveles de agua, para la mayoría de los actores, el acceso a información detallada sobre los riesgos de inundación a nivel local sigue siendo limitado.

Tomando en cuenta esta necesidad de información, Damien Schneider, especialista en tecnología de información, que como consejero de OXFAM forma parte del equipo de CIPCA N.A., compartió una herramienta sencilla para prever los riegos de inundación. Se basa en Google Earth, un programa de acceso libre disponible en Internet. Aunque los pronósticos generados con esta herramienta no alcanzan la calidad de programas más especializados, la ventaja está en su accesibilidad, y algunas pruebas permiten confirmar que las inundaciones pronosticadas coinciden bastante bien con la realidad en el campo.

La herramienta compartida ha llamado la atención de la UGR municipal y los representantes locales de Defensa Civil, que no solo expresaron su interés para su uso en la planificación de las actuales actividades de emergencia, sino también para otras actividades a mayor plazo como la planificación de urbanizaciones.

Como generar una capa de inundación en Google Earth

Al abrir el programa Google Earth en línea y enfocar en la zona de interés, uno puede seleccionar la herramienta "añadir" y luego "superposición de imagen". Se sugiere seleccionar una imagen con cuadrículas que ayuda comprender mejor la escala, y se recomienda acercarse lo máximo posible a la zona de interés, ya que los detalles de la altura de tu imagen (el nivel del agua) se ajustan con mayor detalle al acercarse. Google Earth permite modificar la transparencia de la imagen, y además da la opción de establecer la altitud de la misma (cambiar la opción "sujeta al suelo" en "absoluto"). La imagen figurará también en la lista de sitios a la izquierda de la pantalla, y al dar clic derecho permite modificar sus propiedades incluyendo la altura. Así se puede manipular la altura de la imagen - como modelo de los niveles de agua - para tener mayor claridad sobre riesgos de inundación en el lugar de interés. Incluso es posible crear varias capas para así pronosticar el desarrollo de la inundación.

 

Un ejemplo creado con Google Earth para el área de las lagunas de oxidación al noreste de Riberalta con varias imágenes sobrepuestas a diferentes alturas.